Asociación para el Avance de las Ciencias Sociales en Guatemala

http://avancso.codigosur.net

OPINIONES

Hambruna: entre “moda” cíclica y problema estructural

Fecha de publicación: 5 septiembre, 2009

Opinión redactada por el Investigador Marcelo Colussi del Área de Estudios Urbanos de AVANCSO, fue publicado en ElPeriódico de Guatemala. mmcolussi@gmail.com

Parto por aclarar que esta nota no es una defensa irrestricta de la actual administración de la UNE. Es decir: no hay ningún interés específico por defender a este gobierno en particular, ni a ningún otro. Hay, en todo caso, un interés por tratar de ver con la mayor objetividad posible lo que está en juego con esta actual explosión de ¿preocupación? por la hambruna que nos está golpeando.

Tendemos a creer que el hambre crónica es cosa lejana, de algún país africano o asiático, y al respecto podemos evocar algún niño famélico con cara desencajada; pero habitualmente no la consideramos como parte de nuestra más cotidiana realidad. De todos modos, hay que recordar que 61% de la población guatemalteca se encuentra bajo el límite de la pobreza y la desnutrición crónica es algo que afecta a muy buena parte de la sociedad. Y algo más importante aún: la hambruna, la mala alimentación, en otros términos: la exclusión histórica y la marginación de grandes grupos, no es algo circunstancial, pasajero. Es la cruda realidad de la historia de Guatemala.

¿Por qué ahora esta ola de preocupación por los hambrientos del país? Desde ya bienvenida la movilización solidaria por los más desposeídos y el interés por tenderles una mano. Pero algo no termina de convencer. Pareciera que hay algo no dicho en todo esto, más allá de la escenificación de la actual preocupación dominante. ¿Por qué ese desvelo tan profundo con características de reacción ante una catástrofe justo ahora? La “catástrofe” en juego no nació con el gobierno de Álvaro Colom. Es sugestivo que esa preocupación, a la que los medios de comunicación contribuyen generosamente, sea cíclica. La administración de Alfonso Portillo tuvo su Camotán, igual que la actual de la UNE. Curiosamente, con Oscar Berger no se habló del tema. ¿Había desaparecido el hambre en Guatemala en ese entonces?

Asistimos hoy a un cierto “alboroto” con la crisis alimentaria. Bienvenido sea si sirve para comenzar a trabajar seriamente sobre las causas estructurales que la provocan. Pero ahí está el nudo del problema justamente: el hambre actual es sólo la expresión de razones históricas, con exclusiones de siglos a sus espaldas. En definitiva, la crisis no es sólo alimentaria; esa es su cara visible. La crisis está en la estructura social misma.

Una “explosión” de caridad como la actual está condenada al fracaso en tanto remedio a los males de fondo porque el problema no es la mala administración del gobierno de turno: el problema es de los cimientos.

Última modificación: 5 de septiembre de 2009 a las 06:09
Hay 0 comentarios
captcha
Quiero ser notificado por email cuando haya nuevos comentarios.